top of page
  • Foto del escritorVictoria Zárate

Sitios web falsos: cómo detectarlos y proteger tus datos por internet

URL sospechosas, precios demasiado bajos y políticas de seguridad poco claras son indicadores de que un sitio web es falso.



 

¿Cómo funcionan los sitios web falsos?


Los sitios web falsos son páginas web diseñadas para engañar a los usuarios y robar su información personal o financiera. 


Estos sitios web imitan el diseño y funcionalidad de sitios legítimos -incluso casi idénticos- con el fin de ganar la confianza de los compradores y obtener acceso a sus datos.


Formas en que operan los sitios web falsos

  • Suplantan la identidad de una empresa real haciéndose pasar por su sitio web oficial.

  • Ofrecen descuentos y ofertas demasiado buenas para ser verdad con el objetivo de atraer compradores.

  • Piden información personal y financiera, como números de tarjeta de crédito, fechas de nacimiento y números de seguridad social, con la supuesta finalidad de procesar pedidos o verificar identidades.

  • Instalan software malicioso en las computadoras de los usuarios para robar datos almacenados o iniciar sesión en cuentas.

  • Redirigen a los compradores a sitios web falsos a través de anuncios en redes sociales o correos electrónicos de phishing.


Señales para detectar un sitio web falso


Cuando navegas en internet,  ya sea porque buscas un servicio o estás interesado en realizar una compra en línea, es importante estar atento a los sitios web falsos para evitar fraudes o robo de información personal. Hay varias señales que pueden indicar que un sitio no es legítimo.


  1. URL sospechoso

  2. Información de contacto incompleta

  3. Falta de opciones de pago seguras

  4. Diseño y contenido de baja calidad



url-sospechoso-en-sitios-web-falsos


URL sospechoso


Una forma en que los sitios web falsos engañan a las personas es mediante el uso de un nombre de dominio que se parece mucho al nombre de dominio de una empresa u organización real. 


Si observas bien, es posible que notes que dos letras están intercambiadas o que están ligeramente mal escritas. Así que si encuentras un error en la URL, no estás en el sitio oficial y lo mejor es cerrar la pestaña


Información de contacto incompleta


La información de contacto de la empresa es mínima o inexistente. Busca un número de teléfono, dirección física y dirección de correo electrónico. 


Si sólo aparece un formulario de contacto, desconfía.


Falta de opciones de pago seguras


¿Te ha tocado un sitio donde sólo se aceptan transferencias, depósito bancario o pagos por adelantado? ¡Ojo! porque es muy seguro que sea un sitio web falso.


Evita proporcionar información de tus tarjetas de crédito a un sitio que no ofrezca un método seguro de procesamiento de pagos, como es el caso de plataformas como PayPal o MercadoPago.



pagos-seguros-en-sitios-web


Diseño y contenido de baja calidad


Más allá de que el sitio web tenga faltas de ortografía, gramática deficiente o contenido copiado, cuando ves que hay imágenes de baja calidad, los diseños son extraños o tiene una navegación deficiente, pueden ser señales de advertencia de un sitio web falso. 


Los sitios legítimos generalmente muestran una alta calidad y son diseñados profesionalmente, con contenido original.



¿Cómo protegerte de los sitios web falsos?


Para evitar ser víctima de fraude en línea, te aconsejamos: 


  • Nunca proporcionar información personal como tu número de seguro social, fecha de nacimiento, número de tarjeta de crédito o contraseñas a ningún sitio web que no te dé confianza. 

  • No hacer clic en enlaces ni descargar archivos adjuntos de remitentes desconocidos, ya que podrían contener malware que roba información.

  • Verificar dos veces el sitio web. Asegurarse de que la URL sea correcta y no tenga faltas de ortografía. Buscar el candado en la barra de direcciones que indica que el sitio es seguro.

  • Nunca comprar en sitios web que sólo acepten formas de pago irreversibles como transferencias bancarias o depósitos. Usa una tarjeta de crédito siempre que sea posible. Y si es tarjeta digital, mejor.

  • Prestar atención a la información de contacto y a las políticas de la tienda. Verifica que haya una dirección física y un número de teléfono laboral en la sección de contacto. Si faltan esos elementos, lo mejor es llevar tu interés a otra parte. En cuanto a las políticas de devolución y envío deben ser claras y fáciles de entender. 

  • Hacer una búsqueda de reseñas y posibles estafas. Si aún no puedes saber si un sitio web es falso o no, intenta escribir el nombre del sitio web junto con la palabra "estafa" o "reseñas" en tu navegador. Si otras personas han sido víctimas de un sitio falso, es probable que encuentres información cuando busques estafas. 


Al seguir estos consejos, puedes navegar o comprar en línea con más confianza sabiendo que estás protegiendo tu información personal y financiera. 


Si sospechas que tus datos han sido comprometidos, actúa rápidamente y acércate a expertos en el tema, como Family Cybersecurity Diagnostics, donde te podrán dar orientación personalizada para fortalecer tu seguridad en línea



¿Conoces sitios web falsos? Te ayudamos a evitarlos. Pregúntanos tus dudas


12 visualizaciones0 comentarios

Comentarios


bottom of page